Dr. Roberto Assagioli

[edición en curso]

—————————

—————————

El Desarrollo Transpersonal

Apéndice Segundo

Elementos espirituales
de la personalidad: deseo de saber y capacidad de conocer
(Apuntes sin elaborar)

—————————

La sed de conocer constituye una de las diferencias más claras entre el hombre y los animales. Estos no muestran deseos de conocer sino aquello que atañe directamente a sus necesidades e instintos: búsqueda de alimento, defensa, etcétera. Únicamente el hombre posee el anhelo de conocer por conocer. Esta tendencia se revela en él ya desde niño: esos famosos 'por qués' de los niños que deben ser sabiamente utilizados por los educadores. Los niños no deben ser nunca reprimidos o desanimados, jamás ridiculizados; no debe dárseles un 'nada, nada' por respuesta, porque deducen e intuyen mucho más de lo que creemos. Su mente es concreta, por lo que no se les debe hablar en términos abstractos; carecen de preconceptos, están libres de obstáculos. Es adecuado responder a los niños mediante analogías, parábolas, símbolos.

 

Deseo de conocer

1. Superficialmente

a) Conocimiento del mundo externo. Es el primer peldaño (los 'Ulises'); adolescentes, jóvenes; exploradores de la superficie terrestre, de la profundidad de los mares, del aire, de la estratosfera.

b) Conocimiento íntimo de la naturaleza, de los fenómenos naturales, leyes, ciencias; nobles pasiones; ascetas y héroes de la ciencia (Pasteur).

2. En profundidad

Deseo de conocer el sentido oculto de la vida. ¿Por qué? ¿Qué es lo que somos? ¿De dónde venimos? ¿Por qué estamos aquí? ¿A dónde nos dirigimos? El problema del dolor. El problema del mal (también en aquél). El problema de la creación. La búsqueda filosófica (filosofía significa amor por la Verdad).

Deseo de saber, de conocer: primero el mundo externo, después las leyes que lo regulan, y después su origen. A continuación se intenta encontrar la causa primera, la Realidad invisible que se encuentra detrás de todo; el poder que ha creado todo; el Espíritu; Dios.

Todo persona, ya sea un administrador, un operario o una mujer humilde, tiene una concepción de la vida aunque sea inconsciente, informulada o rudimentaria.

La importancia de tal concepción; la importancia de reconocerla claramente en nosotros mismos: determina nuestras acciones y nuestras decisiones más importantes; da fe y fuerza, o tal vez escepticismo y desánimo. Ciertas concepciones pesimistas han sido causa de suicidio.

Psicología de la Conciencia

Curiosidad vana, personal y superficial sobre los hechos de los demás. Negación. Duda excesiva; esquivar la búsqueda. Una estéril metafísica rumiante. Fanatismo, intolerancia, persecución; exceso de confianza.

Dogmatismo teológico, filosófico y científico: Esto nos lleva a hablar de la crítica del conocimiento (gnoseología).

Órganos estáticos y planos: de conocimiento. Su campo y limitaciones.

 

I. La conciencia sensible: su naturaleza y sus

LIMITACIONES

Las cinco ventanas al mundo (los cinco sentidos). Estímulos (vibraciones); sensaciones, percepciones, apercepciones, reconstrucciones mentales de los datos sensibles.

Limitación y relatividad de los datos sensibles:

1. Percibimos únicamente una pequeña parte de las vibraciones existentes (de 1620 por segundo el sonido hasta trillones de vibraciones por segundo).

2. Relatividad cualificada de las percepciones sensibles. Nuestros sentidos están especializados de un cierto modo, pero ese es uno de nuestros modos sensibles. Se podría ver el sonido u oír la luz. Instrumentos para transformar la luz en sonido.

 

II. La conciencia racional e intelectual: su

NATURALEZA Y LIMITACIONES

Concepto-idea.

1. Segundo grado de elaboración de los datos de experiencia.

2. Actividad racional autónoma.

Categorías y formas en las que a priori insertamos y encuadramos las experiencias: tiempo, espacio, cualidad, cantidad, causalidad, relación.

 

III. Subjetividad y relatividad de la conciencia

RACIONAL

Fenómeno y noúmeno. Esencia, la 'cosa en sí'. Esto escapa a las posibilidades de la conciencia racional... Pero hay una vía de escape, que es:

 

IV. La conciencia superior espiritual

Identificación consciente con ella. Intuición. Iluminación. Conciencia 'Cósmica'. Realizaciones orientales. Plotino, Bergson, Carpenter, Bucke, Ouspensky.

 

V. La conciencia liberadora

Ya en el campo científico. Conocer la gravitación y sus leyes permite volar. Conciencia de libertad, poder, dominio, apego (Keyserling). El sentimiento de liberarse definitivamente del Maya (ilusión): Oriente. Vedanta, Buddhismo, Jnana Yoga, Vivekananda, Ramacharaka.

Desidentificación: realización del verdadero Sí Mismo (Vedanta): Realización de la unidad del espíritu individual con el Espíritu Universal. Silencio. Contemplación. Aspiración. Devoción. Raja Yoga. Ver: Vivekananda, Patanjali, A. Bailey (Del intelecto a la intuición), etcétera.

Es una facultad que, como cualquier otra, se desarrolla con la práctica, sin embargo requiere disciplina, autodominio, desarrollo, elevación de toda la personalidad. Pero vale la pena. No debemos perseguirla únicamente con nuestro esfuerzo de 'lo bajo'. Si creamos las condiciones necesarias (eliminación de los obstáculos. Ver: Los aforismos del yoga de Patanjali) siguiendo los Rayos del Espíritu, la Verdad tiene una potencia irresistible que disipa las tinieblas de la ignorancia, las nieblas y los espejos. Es un sol que vivifica, fecunda, crea. En su luz nos transfiguramos, nos reconocemos como somos en espíritu y en verdad: hijos de Dios, parte integrante del Supremo.


—————————

 

El Desarrollo Transpersonal

Elementos espirituales
de la personalidad:
deseo de saber y capacidad de conocer
(Apuntes sin elaborar)


Fuente: Lo sviluppo transpersonale, Astrolabio, Roma 1988.

TRADUCCIÓN: Jorge Viñes Roig

Editada por la Fundación «La Piedra Angular» (en curso)
6 junio 2009

 

—————————

Anterior | Hogar